Alfileteros hechos a mano de color rojo y verde
Ideas e inspiración

Alfiletero en forma de tomate

El clásico alfiletero en forma de tomate. ¿Por qué un tomate, te estarás preguntando? Sigue leyendo y te explicamos cómo confeccionar uno siguiendo unos sencillos pasos. ¡Un proyecto ideal sean cuales sean tus conocimientos de costura!
2021-11-26
__SOCIAL-COPIED_URL

En casi todas las cajas de coser que nos han regalado aparece el clásico alfiletero en forma de tomate. Suele estar escondido entre otros objetos y enredado entre agujas, aún enhebradas, y pequeños alfileres de colores. Pero, a ver, ¿por qué un tomate?

El alfiletero en forma de tomate esconde mucha más historia de la que parece. El tomate fue muy popular durante la época victoriana. Poner un tomate encima del mantel se decía que traía prosperidad al hogar. Esto no suponía ningún problema cuando era época de tomates, pero cuando la cosecha de tomates escaseaba (¡gracias comercio mundial y refrigerado actual!), un tomate de tela sacaba de apuros para mantener el hogar protegido de cualquier mala vibra.

Estos pequeños tomates festivos quedan geniales como decoración navideña, ¡así que ponte a hacer unos cuantos para decorar tu casa!

 Utensilios y materiales necesarios para confeccionar alfileteros en forma de tomate: tela, tijeras y pegamento

Esto es lo que necesitas para hacer tu propio alfiletero en forma de tomate

  • Tela tejida de gramaje medio para el cuerpo del tomate (algodón, lino, terciopelo, etc.)
  • Tela de fieltro para la parte de arriba
  • Hilo normal
  • Hilo para bordados (más grueso)
  • Una aguja robusta
  • El relleno de tu elección (yo opté por un relleno básico de poliéster porque es lo que tenía a mano; al final del artículo encontrarás una nota adicional con otras opciones).
  • Tu etiqueta personalizada para ropa
 Rectángulos de tela de color verde y rojo para hacer tomates de tela

Paso 1

Corta un rectángulo al bies (elige la tela que prefieras). Esto será el cuerpo del tomate. El rectángulo debe ser el doble de largo que de ancho.

Nota:

Yo corté tres retales de 10×20, 11×22 y 12×24 cm porque me estaba costando imaginarme la medida final. Los dos alfileteros de la imagen corresponden a los dos retales grandes (el tomate verde corresponde al retal mediano y el tomate rojo, al grande).

Paso 2

Dobla el rectángulo por la mitad transversalmente de manera que los dos lados cortos se junten, con el reverso de la tela mirando hacia el exterior. Cose el borde (el borde opuesto al pliegue) usando una costura de 0,60 cm de ancho. Cuando se junte se creará un bucle.

Paso 3

Incorpora una puntada corrida alrededor de la parte inferior, a 0,60 cm del borde sin rematar. Lo utilizarás para juntar la parte inferior del tomate.

Paso 4

Tira de los dos lados la puntada corrida de manera que la parte inferior quede recogida. Átala bien y, luego, enrolla los hilos alrededor del fajo y hazle un nudo.

Paso 5

Ahora gira la tela del lado bonito. El nudo recogido que acabas de hacer quedará en el interior de la bolsa y la parte bonita de la tela debería quedar por la parte exterior. Cose otra puntada corrida a lo largo de la parte superior, tal y como hiciste con la parte inferior.

 Pasos para coser un alfiletero: doblar y coser tela roja.
 Alfileteros terminados hechos a mano en forma de tomate de color rojo y verde. Añadir segmentos.

Paso 6

Antes de juntar la parte de arriba, deberás poner el relleno. Llena la bolsa de manera que no quede nada de espacio en el interior. Tira de los hilos para fruncir bien la bolsa. Cuando hayas cerrado la bolsa por arriba, ata el hilo con un nudo para que quede bien asegurado. Ahora tiene forma de bola o, mejor dicho, de tomate.

Paso 7

Para hacer los segmentos, enhebra la aguja con hilo grueso de bordar y hazle un nudo al final. Empieza por la parte inferior y cose hacia arriba hasta la parte superior del tomate, alrededor de la parte exterior y hacia abajo otra vez. Tensa el hilo lo suficiente para que ayude a dar forma al tomate. En los míos hice cinco segmentos, pero puedes tantos como quieras.

 Alfileteros en forma de tomate de color verde y rojo encima de una mesa de madera

Paso 8

Antes de cortar el hilo de bordar, cose la parte de arriba del tomate. Recorta un trozo de tela de fieltro que tenga forma de estrella más o menos. Luego, cóselo en la parte superior del tomate con un punto. Asegúrate de que sea lo suficientemente grande como para tapar cualquier enredo que pueda haber quedado arriba.

Paso 9

Por último, ata el hilo y córtalo bien corto, o déjalo un poco largo para que parezca un tallo. También puedes usarlo para hacer un lazo o bucle para poder colgar tu nuevo tomate.

¡Y listo! ¡Ya tienes un precioso alfiletero en forma de tomate!

Consejos para tus alfileteros

  • ¡Son ideales como decoración navideña! Simplemente elige telas a juego con tus adornos festivos.
  • Puedes usar esta misma técnica para confeccionar otras frutas. En lugar de un tomate, puedes perfectamente hacer una fresa o una manzana modificando solo un par de cositas.
  • Añádele una pequeña etiqueta si has confeccionado tus alfileteros pensando en regalarlos o venderlos. ¡Le darán un toque profesional!

¿Qué hay en el interior de un alfiletero?

Los mejores rellenos son aquellos que añaden algo de peso al alfiletero y hacen que se mantenga estable. Puedes usar arroz o cáscara de nuez molida. Además, tendrás los alfileres siempre bien afilados. O puede añadir un poco de lana de acero a tu relleno de poliéster para conseguir el mismo efecto.